Colleja a Kant

rajoy en cope

Todavía no ha comenzado la campaña electoral – por favor, intentad leerlo sin reíros “todavía no ha comenzado la campaña electoral” – y ya tenemos a nuestros políticos hasta en la sopa. Desde luego se podría decir que España es un país que vive en permanente campaña electoral, y que en el tiempo libre que tienen entre ir a un mitín, a un programa de televisión, a radiar un partido de fútbol o a debatir con tertulianos, algunos de nuestros políticos intentan gobernar mientras otros hacen oposición.

El debate político de esta semana se resume en que el presidente del gobierno, mientras le da una colleja a su hijo, opina que Bale es más peligroso que Pablo Iglesias; en que Pedro Sánchez hace unos zumitos muy ricos mientras sonríe como si estuviese protagonizando un anuncio de dentífricos; y que Albert Rivera y Pablo Iglesias conocen a Kant de oídas, como la mayoría de los ciudadanos. Perdón, me refiero a la mayoría de ciudadanos ‘no tertulianos’, porque los tertulianos sí que se han leído las obras completas de Kant. Y ya no digamos los tuiteros, que además se las han leído… pero en alemán.

Pues mi resumen de estos días de apasionante debate político-chufletero es que todos tienen mucho de Kant… pero de KANT-AMAÑAS.

 

Pedro Sánchez, Valeria y su madre (la de Valeria)

pedro y valeriaEl pasado domingo el programa El Objetivo presentado en La Sexta por Ana Pastor emitió un vídeo en el que recogen intervenciones de Pedro Sánchez, el líder del PSOE, en las que se refiere a una mujer llamada Valeria… ¡que resultó ser su amiga invisible!

Según cuenta Pedro Sánchez en todos sus mítines, con ese tono tan supuestamente trascendental como impostado, la madre de Valeria se acerca a él para contarle lo mal que está el mercado laboral y para lamentarse de los contratos precarios que le ofrecen a su hija.

Como no podía ser de otra forma, la emisión de este vídeo ha convertido al líder socialista en el hazmerreír de la campaña electoral – y miren que el primer puesto estaba disputado – y ha motivado que desde el PSOE hayan maquinado todo lo posible para que se retirase dicho vídeo. Pero La Sexta no solo no lo ha eliminado de su web, sino que lo ha seguido promocionando a través de otros programas estrella de la cadena.

No sé si Pedro Sánchez habrá sumado muchos votos con la triste historia de la pobre Valeria contada por su madre. Pero lo que tengo claro es que si hay dos votos que no conseguirá son los de la propia Valeria y su señora madre… ¡por el simple detalle de que no existen!

Radiografía de la situación actual

La medianoche del pasado día 3 de noviembre se dio el pistoletazo de salida a la campaña electoral que concluirá con la celebración de las elecciones generales del próximo día 20 de este mismo mes. Lo primero que llama la atención es que si la campaña electoral ha comenzado hace unos días, ¿qué se supone que era todo lo que hemos estado viviendo y aguantando en los últimos meses? Porque, menos gobernar los unos y ejercer la oposición los otros, nuestros mal llamados padres de la patria llevan instalados en la refriega política desde hace, por lo menos, dos años. Tampoco tengo ninguna duda sobre que, tras los resultados del 20N, el día 21 de noviembre comenzará la campaña electoral para las elecciones generales previstas para el 2015.

Uno de los actos centrales y más esperados será el debate televisado que el día 7 enfrentará a Rubalcaba y a Rajoy, los dos principales candidatos a conseguir la Presidencia del Gobierno. Según informaciones aparecidas en las últimas horas, el coste de dicho debate ascenderá a más de medio millón de euros, lo que ya ha provocado la aparición de las primeras voces discordantes, canalizadas sobre todo a través de las redes sociales. Y es que, realmente, se nos plantean varias preguntas: ¿qué porcentaje de voto se decidirá tras la celebración de este debate? ¿y después de toda la campaña electoral, con todo el gasto que acarrea? ¿tiene sentido afrontar el  disparatado coste económico de algo que puede que no tenga mucha incidencia en la decisión de los votantes?

Por lo menos, esperemos que todas las fuerzas políticas se centren en debatir sobre los problemas que realmente preocupan a los ciudadanos. En estos momentos los temas principales son, sin ninguna duda, el paro y la crisis económica, pero entendida ésta como las dificultades que tienen la mayoría de las familias para llegar a fin de mes. Hago esta matización porque la semana pasada en la reunión del G-20 se habló de la crisis, pero desde el punto de vista de salvar y acudir al rescate de los grandes bancos y de las bolsas, es decir, de los llamados “mercados financieros”, que nadie sabe realmente lo que son, pero que, en definitiva, son quienes nos mangonean y nos han llevado a esta situación. Pero no se les ha escuchado ni una palabra en favor del cuidadanito de a pie, que no sabe cuánto tiempo más podrá seguir aguantando esta dura situación.

Querido lectores, estamos en plena campaña electoral; aunque nos lo propongamos, tendremos difícil abstraernos a ella, así es que os animo a seguirla, a participar y a debatir, y os invito a que, ante una copa con dos cubitos, manifestéis vuestras opiniones a través de este foro.